Tour con seis paradas: Barcelona (25 de julio), Madrid (26), Málaga (27), Gijón (29), San Sebastián (30) y Calella de Palafrugell (31). El guitarrista escocés presentará su octavo trabajo en solitario, ‘Privateering’, su primer álbum doble en 35 años de carrera.

Un corsario armado con una guitarra se acerca a España para invadirla con folk, blues y rock de ambos lados del Atlántico. Mark Knopfler presentará en seis ciudades españolas (Barcelona, Madrid, Málaga, Gijón, San Sebastián y Calella de Palafrugell, con motivo del Cap Roig Festival) su octavo álbum en solitario: ‘Privateering’, publicado en septiembre del año pasado con un total de veinte canciones y una reconocida inspiración personal. “A privateer is what I am, really”. (“Un corsario es lo que realmente soy”).

Un proyecto, con canciones sobre piratas, aventureros y boxeadores, concebido como una “invitación para unirse a la tripulación de un barco”, el retrato histórico de un corsario con la voz de Mark Knopfler. “Viajar es parte importante de la vida de un músico. Te tiene que gustar, no puedes ser de los que prefiere quedarse en casa viendo la ‘tele’. Tienes que estar ahí y disfrutarlo”, resalta sobre la temática de ‘Privateering’, ilustrado en la carátula del disco con una desvencijada furgoneta.

Knopfler, antes y ahora

“Recuerdo que en los comienzos, si tenías una furgoneta, podías tener un grupo, así que las ‘furgos’ de grupos siempre han tenido un lugar muy especial en mi corazón. Para mí, un hombre en una furgoneta tiene mucho que ver con ser corsario, tanto como una fragata o un cañonero o cualquier cosa del estilo. Está en la carretera, labrando su propio camino, haciendo lo suyo, dando lo mejor de sí mismo. Eso es a lo que me refiero, lo que todos intentamos”.

Knopfler ha elegido seis escenarios de tamaño medio para presentar en España ‘Privateering’, su primer álbum doble con temas nuevos en sus 35 años de carrera. “Elegí hacer un disco doble debido a la gran cantidad de material. No quise separar las canciones ni dejar canciones aparcadas. Quise que fuese un fiel reflejo de las fantásticas sesiones que realizamos”, justifica Knopfler, que solo con ‘Dire Straits’ efectuó un esfuerzo tan generoso: el recopilatorio ‘Alchemy’, con grabaciones en directo.

“Cuanto más mayor me hago, más compongo. No sé si es debido al paso inexorable del tiempo”, explica el guitarrista escocés, de 63 años. “Me siento obligado a hacer esto, es lo que hago. No podría parar. Llegas a un punto en el que te das cuenta de que lo importante es complacerte. Si no te satisfaces, ¿entonces qué estás haciendo? Eso es lo que intento, complacerme”, precisa sobre su actual momento artístico.

 

Foto: Ken Sharpe (Mark Knopfler Web)

Knopfler arrancará su gira el próximo jueves en el Poble Espanyol de Barcelona, con ‘sold out’ asegurado. La plaza de toros de Las Ventas de Madrid será un día después la segunda parada, con el aforo casi lleno. El sábado actuará en el coso taurino de Málaga, con las entradas ya agotadas. Cerrará la gira española el lunes 29 en el Patio Central de Laboral Ciudad de la Cultura de Gijón; el martes 30 en la plaza de toros de Illumbe de San Sebastián y el miércoles 31 en el Cap Roig Festival de Calella de Palafrugell, con el aforo vendido. Para los rezagados, las últimas entradas para los conciertos en Madrid y San Sebastián se pueden adquirir en www.doctormusic.com, www.ticketmastar.es, en el teléfono 902 150 025 y en la red de puntos de venta habituales de Ticketmaster. Cajastur, El Corte Inglés y Ticketmaster distribuyen, por su parte, las últimas oportunidades para ver tocar a Knopfler y su banda en Gijón.

‘Privateering’ ofrece una agradable travesía por el folk, el blues y el rock de ambos lados del Atlántico. “Mi idea del paraíso es un lugar donde el Delta del Mississippi se encuentra con el río Tyre, y creo que ahora he destilado el concepto mucho más”. Una fusión en la que juega un papel destacado la harmónica de Kim Wilson (‘The Fabulous Thunderbirds’) en temas como ‘Dont forget your hat’ y ‘Hot or what’. También han colaborado en el disco Tim O’Brien (mandolina), Phil Cunningham (acordeón), la cantante Ruth Woody (‘The Wailin’ Jennys’) y el multiinstrumentalista Paul Franklin. Junto a ellos los actuales miembros de la banda del exlíder de ‘Dire Straits’: Richard Bennett (guitarra), Jim Cox (piano), Guy Fletcher (teclado), John McCusker (violín), Mike McGoldrick (flauta), Glenn Worf (bajo) e Ian Thomas (batería).

 

 

Knopfler, sensible en toda su carrera a la clase trabajadora, no elude la actual situación económica e incluye en ‘Privateering’ agudas reflexiones en ‘Kigdom of Gold’ y ‘Comed Beef City’. ‘Kingdom of Gold’ “es una referencia a la religión del dinero, a esos banqueros y economistas que han actuado como gurús infalibles. Pero el misterio se ha ido. Su aura ha desaparecido. Sus tácticas lamentables han salido a la luz”.

Mientras, ‘Comed Beef City’ “trata sobre alguien que tiene que hacer contrabando de gasolina. Siempre he pensado que hay una línea muy delgada entre la legalidad y el delito. Cuando no tienes nada es muy fácil delinquir. Es difícil juzgar”, argumenta el artista escocés que esmera como pocos sus letras pese a su fama de ‘fiero’ guitarrista en su etapa en ‘Dire Straits’, aparcados hace 21 años.

“Componer es muy diferente de ser músico. Yo no me considero músico. La guitarra es algo que uso para componer canciones. De hecho, hago muchas cosas mal a la guitarra. El modo con el que toco no es lo más ortodoxo de ninguna manera. Rompo bastantes normas” incide al respecto el ‘corsario’ Mark Knopfler mientras se acerca a España.