El festival de fotografía Getxophoto cumple diez años y prepara para septiembre una edición especial que abordará el tiempo y su devenir como tema, especialmente la forma en la quela fotografía lo refleja, sugiere y comunica. Eso se traducirá en veinte exposiciones durante el mes que dura el festival.

Getxophoto (1 de septiembre – 2 de octubre), comisariada por Jokin Aspuru (director del festival) junto a los comisarios anteriores Alejandro Castellote, Frank Kalero y Christian Caujolle, ha preparado esas dos decenas de exhibiciones en el exterior, como intervenciones porque el festival se caracteriza por la defensa radical del espacio público como lugar de encuentro, disfrute y reflexión. Getxophoto apuesta por formatos y espacios expositivos no habituales para la circulación de las imágenes: posavasos, lonas gigantes, fachadas empapeladas, proyecciones audiovisuales, vinilos o escaparates. Algo muy diferente a lo habitual, y que combina con conferencias, proyecciones, talleres, paseos, cine y un evento especial para la clausura.

Siguiendo la trayectoria de anteriores ediciones, y en un intento por reflejar el amplio espectro de géneros y estilos fotográficos que se desarrollan en la actualidad, se mostrará una gran diversidad de trabajos que van de lo puramente documental a lo conceptual, de la apropiación y resignificación de imágenes realizadas por terceros a la puesta en escena, intentando así configurar una combinación de miradas por descubrir. El listado de autores y profesionales incluye muchos invitados extranjeros, desde EEUU y Japón a Argentina, Francia, Suiza, Alemania o Israel.

Como se ha señalado, todos las obras que conforman la programación artística de esta edición hacen alusión al paso del tiempo desde diferentes puntos de vista y abordando temáticas diversas. Por ejemplo, es destacable el trabajo del israelí afincado en Londres Ori Gersht, internacionalmente conocido por sus icónicas y deslumbrantes instantáneas de detonaciones de flores (‘Blow Up’). La sutileza es la seña principal del autor coreano Bohnchang Koo, quien ha realizado una delicadísima serie de tipologías de jabones que han sido recolectados en diferentes hoteles del mundo (‘Soap’).

foto 1

Fotografías de Ori Gersht y Michael Wesely

Los glaciares de los Alpes suizos se están derritiendo y en un intento por ralentizar este irremediable proceso muchos de ellos son cuidadosamente cubiertos por lonas gigantes. La suiza Anna Katharina Scheidegger ha documentado en su serie esta lucha contra el tiempo y sus efectos (‘Wrapped Coldness’). Por otro lado, la argentina Irina Werning, en un tono más desenfadado, recrea con gran verosimilitud antiguas fotografías con la complicidad y participación de los propios protagonistas de las imágenes, trayendo al futuro ese viejo mundo representado (‘Back to the Future’).

Exposiciones y actividades

El festival está estructurado en dos grandes áreas: exhibiciones y actividades. Las 20 exhibiciones se podrán visitar del 1 de septiembre al 2 de octubre y reunirán la obra de reputados autores y de jóvenes apuestas provenientes de países como Argentina, Japón, Corea, Israel, Canadá, Estados Unidos, Francia, Suiza o Alemania. Aunque las actividades se extenderán a lo largo de todo el mes, muchas de ellas se concentrarán el primer fin de semana, del 1 al 4 de septiembre. Durante esos días tendrá lugar la apertura del festival con la presencia de algunos de los autores participantes.

Habrá una conferencia inaugural con el destacado fotógrafo alemán Michael Wesely en las Galerías Punta Begoña, Frank Kalero impartirá una masterclass sobre las nuevas narrativas audiovisuales, habrá intervenciones en directo, proyecciones, visitas, etc. Este año Getxophoto repite las visitas guiadas todos los fines de semana, Photowalk, con una visita al Photomuseum de Zarautz, Encerrona (jornada de diálogos sobre fotografía), cine visto desde camas y la Ruta Posavasos que además de incluir locales hosteleros de Getxo, trae como novedad una ruta por 10 bares del centro de Bilbao.

Cómo nació Getxophoto

El festival se desarrolla principalmente en las calles de Getxo, en el País Vasco, y surge impulsado por el colectivo Begihandi en el año 2007. Apuesta por la exploración de formatos y lugares expositivos no convencionales. Ésta, junto con una cuidada programación artística y la implicación directa de agentes locales en su desarrollo, han sido desde el inicio sus principales señas de identidad. Aunque las exhibiciones también se programan en salas, la mayoría son concebidas como intervenciones en el exterior ya que este evento se caracteriza, sobre todo, por la defensa radical del espacio público como lugar de encuentro, disfrute y reflexión.

Foto 2

Fotografías de Amit Sha’al y Luce Lebart

De la muestra 'Back to the future' (Irina Werning)

De la muestra ‘Back to the future’ (Irina Werning)

De la exposición ‘Imagine finding me’ (Chino Otsuka)