Madridista y culé, guionista y dibujante, mezclan historias reales e inventadas para crear en viñetas un intenso relato sobre el alma humana en torno a ese deporte.

La niña que quiso ser futbolista y acabó triunfando en las máximas categorías profesionales masculinas, los dos amantes que compartían vestuario y terminaron convertidos en máximos rivales sobre la cancha, el misterioso equipo de un pueblo de la sierra que llegó de las estrellas, el chocante episodio del artista contemporáneo que se hizo cargo de un club de Primera División, la verdadera historia del equipo de una localidad de la Costa del Sol dominado por un magnate corrupto… Éstas y otras son las historias que se entrelazan en ‘Fútbol. La novela gráfica’ (160 páginas, 16 euros), que se plantea como unas Mil y una noches del balompié́.

Tal y como el Mundial de Brasil nos recuerda, el fútbol es el deporte más universal, seguido con anhelo y pasión en los cinco continentes. A lo largo de su historia como espectáculo y como religión laica ha dado lugar a historias extraordinarias. Albert Camus dijo que todo lo que sabía sobre los hombres se lo debía al fútbol, y es cierto que el deporte colectivo revela lo más íntimo de nuestro ser. En esta novela gráfica, las historias reales se entretejen con las inventadas, y unas y otras exploran las más diversas y distantes regiones del alma humana.

Fútbol - Novela gráfica mixta

Santiago García (Madrid, 1968), ex portero aficionado. Su carrera como cronista futbolístico se inició con el fanzine Fútbol Gol en 1978. Entrevistó a Juanito en 1983. Socio del Real Madrid durante años. Acabó haciendo cómics, entre los que se cuentan ‘Beowulf’ (Astiberri, 2013), con David Rubiín, El Vecino (Astiberri, 2004-2009), con Pepo Pérez, Tengo hambre (¡Caramba!, 2014), con Manel Fontdevila, La tempestad (Astiberri, 2008), con Javier Peinado, y Las meninas (Astiberri, 2014), con Javier Olivares, de próxima aparición. Nunca fue capaz de decidir si su jugador favorito era Agustín o Miguel Ángel.

Pablo Ríos (Algeciras, 1978), box-to-box venido a menos. A los 33 años colgó́ las botas tras innumerables pachangas y se puso a hacer tebeos. Con Azul y pálido (Entrecomics Comics, 2012), su primera obra, obtuvo la nominación a autor revelación en el Salón del Cómic de Barcelona de 2013. Siempre dibuja con la camiseta del Barça.

Fútbol - Novela gráfica 2