El centro de Calcografía Nacional inauguró el pasado 15 de abril una exposición que retrata la otra cara de Pablo Picasso más allá del dibujo y la pintura, aquella en la que fue diseñador gráfico y maestro en varias de las técnicas.