El cine fue primero, ahora le toca el turno a la televisión; Arturo Pérez-Reverte nos catapulta a la histórica España imperial del Siglo de Oro; por Daniel A. Gonzales Arias.