Fue en 1964 cuando echó a andar un proyecto que ha puesto el acento en la gran literatura en español, desde Cortázar a Marías pasando por el lusitano Saramago o el talento de Vargas-Llosa.