Hay dos o tres elementos que pueden definir un país. Si es joven, todavía menos. En el caso de EEUU, además de su geografía y su cultura audiovisual, el gran mito funcional (Revolución Americana aparte) es el Salvaje Oeste, la conquista de todo un continente por los colonos, que diezmaron culturas enteras. Sin embargo la construcción del mito fue diferente, como refleja la exposición del Thyssen-Bornemisza.